René Descartes

Nacido en la Haya el 31 de marzo de 1596 en el seno de una rica familia, René Descartes pudo dedicarse a los estudios de las leyes. En el año 1616 obtuvo el título en la Universidad de Poitiers.

Es sabido que René era un amante de las comodidades y de la vida sosegada amén de un espíritu inquieto y con afán de conocimiento, por ello, pudo convencerse de sdescartes_rene2u ignorancia y la de sus profesores y, abandonando sus estudios, pudo dedicarse a desarrollar su propia filosofía, sus propios conocimientos científicos, observando el mundo el mundo que le rodeaba.

Alistado en el ejercito del duque de Baviera que luchaba contra los protestantes, no como soldado, René amaba las comodidades, cómodamente tumbado en su cama en una habitación de los cuarteles a orilla del Danubio, el 10 de noviembre de 1619, observó a una mosca volar por una esquina. A raíz de tamaña observación, Descartes se dio cuenta  de que la posición del insecto podía representarse en cualquier momento mediante tres números que expresasen la distancia entre éste y las tres paredes que conformaban la esquina. Una observación tridimensional que generó una de las más grandes ideas matemáticas jamás vista por el ser humano.

Habían nacido las Coordenadas Cartesianas, un descubrimiento que, una vez desarrollado y publicado cambió por completo el mundo de las matemáticas pudiéndose interpretar la geometría mediante el álgebra. Cabe mencionar que Descartes fue quien convino utilizar las primeras letras del alfabeto para cantidades conocidas y las ultimas para cantidades desconocidas.

Finalizado el servicio militar con el duque de Baviera, después de realizar algunos viajes por Europa René arribó a Francia, donde, en 1622 vendió unas propiedades heredadas de su madre y pudiendo así seguir viajando y sobre todo, pensando, llegando a establecerse en 1630 en Holanda donde Descartes tenía un buen círculo de amigos académicos.

Entre los años 1629 y 1633 Descartes se dedicó a realizar el tratado sobre sus ideas de la física Le Monde, ou Traité de la Lumíere que no vio la luz debido al proceso que en ese momento estaba subiendo Galileo. Su segunda obra de envergadura fue  Meditationes de Prima Philosophia de 1641 donde, la idea central orbitaba alrededor de su famosa frase Pienso, luego existo. En 1638 publicó La Geometría, desde donde deriva la geometría cartesiana.

En 1649 el prolífico Descartes se desplaza a Suecia invitado por la Reina Cristina donde, unos pocos meses después, fallecerá por neumonía.

Descartes destacó porqué supo limpiar su mente de las concepciones divinas, entendiendo el mundo y todas las criaturas como entes físicos basicos que responden a leyes suscetibles de ser determinadas utilizando la observación y la experimentación, los pilares de la ciencia dentro del Humanismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *