Escrito por elmediterraneo el 4 de enero, 2011
El Palacio de Topkapí fue residencia principal de los sultanes del imperio otomano y sede de su gobierno desde 1465 hasta 1853.  La construcción del Palacio se inició en 1459 por orden del Sultán Mehmet II el Conquistador, que había tomado Constantinopla (hoy Estambul) seis años antes. El palacio se terminó en 1465.

Está formado por varios edificios situados en torno a 4 patios a los que se accede a traves de grandes portales. Tras el establecimiento de la República turca en 1923, el Palacio de Topkapi fue renovado y transformado en museo. Como todos los grandes palacios, tiene cámaras del tesoro para exhibir el botín acumulado por el Imperio. Actualmente, en su interior se puede admirar el museo de Antigüedades, donde se encuentra el famoso sarcófago de Alejandro, el museo del Antiguo Oriente, el museo de la cerámica turca, el museo de Santa Irene y el museo de Arte turco e islámico, que contiene en la actualidad una magnífica colección de cerámicas, miniaturas, objetos de metal y algunas de las alfombras más antiguas del mundo.

El Palacio de Topkapi es considerado como uno de los más grandes obras musulmanas de su género y hoy en día se ha convertido en uno de los monumentos más admirados de Estambul.