What if Neanderthals are us?

Los últimos descubrimientos genéticos reabren el debate: los neandertales no se extinguieron, sino que fueron absorbidos por nosotros, los “sapiens”.

El debate sobre si los neandertales eran inteligentes, o no, parece cerrado: eran tan inteligentes, hábiles, solidarios y creativos como nosotros, los sapiens. Pero, además, ahora, nuevos descubrimientos genéticos abren un debate aún más difícil: ¿y si en realidad no se extinguieron? Tras nuevos análisis de ADN fósil, algunos expertos afirman que los neandertales siguen aquí, porque son nosotros (o nosotros somos ellos), ya que hubo una integración entre las dos especies.

La revista Nature ha revelado que el ADN de cuatro individuos europeos (Homo sapiens) de hace 45.000 años tenía ancestros neandertales más o menos directos: los tatarabuelos de estos sapiens eran neandertales.

La ficción parece hacerse realidad. Cuando en 1981 se estrenó la película de Jean Jacques Annaud ‘En busca del fuego’, este director fue muy criticado porque mostraba una escena de sexo entre un sapiens y un neandertal. 40 años más tarde la paleogenética lo ha confirmado: los sapiens y los neardentales se mezclaron entre sí. Quizá los científicos deberían ir más al cine…

Blanca 7;9

Sigo con la reseña de la adquisición de los sonidos del español por Blanca. Blanca ya pronuncia perfectamente la [r]. Todavía tiene algunos problemas con la [θ], que la confunde a veces con [f], especialmente en la percepción de palabras que desconoce. Es como si los dos sonidos formaran un espacio fonológico común, un único bloque dental, que tiene todavía que separar de forma definitiva. No obstante, es capaz de articularla perfectamente si reflexiona conscientemente sobre su producción, es decir, que sabe que tiene que introducir la lengua entre los dientes para obtener una [θ] perfecta. Sin duda, pesa la ausencia de la [θ] en catalán, su lengua materna y su lengua de escolarización. Ahora bien ¿qué importa tardar un poco más en adquirir la [θ] si el resultado final es ser bilingüe?

Guía práctica de pragmática del español (2020)

Guía práctica de pragmática del español es un texto introductorio en español sobre pragmática. Ofrece introducciones accesibles a una importante variedad de teorías y conceptos imprescindibles en el campo de la pragmática del español. El libro contiene 22 capítulos divididos en seis secciones que cubren: 1) actos de habla, 2) formas de tratamiento, 3) cortesía y descortesía, 4) comunicación y persuasión, 5) discurso digital y 6) metodología en pragmática.
Los diferentes capítulos incluyen ejemplos tomados de la comunicación cara a cara y en línea, lecturas (recomendadas y complementarias), y preguntas y actividades que toman como punto de partida diferentes variedades del español y diferentes contextos sociales, culturales y/o políticos en el mundo hispanohablante.
Constituye, pues, un recurso valioso para estudiantes de pragmática y lingüística hispánica, tanto hablantes nativos como estudiantes de español avanzado.

https://www.routledge.com/Guia-practica-de-pragmatica-del-espanol-1st-Edition/Placencia-Padilla/p/book/9780815357704

[θ] y [r] 6;2 años

Blanca tiene ahora 6;2 años. Todavía no ha adquirido perfectamente la [θ] y la [r]. Está aprendiendo a pronunciar la [θ] sacando la lengua. Metodología articulatoria. Con respecto a la [r], le cuesta la vibración múltiple inicial. La [θ] la pronuncia [f].

Peix roig (pez rojo)

Blanca (5;7) pronuncia la prepalatal fricativa sorda en posición final [ʃ] del catalán como alveolar [s]. Por ejemplo: peix roig [ˈpejz ˈroʧ], que, en castellano, ‘pez rojo’, pronuncia [ˈpef ˈloxo] o [ˈpeɸ ˈloxo] o [ˈpev ˈloxo]. La [r] en ‘roig’ es, sin embargo, vibrante, al menos vibrante simple.

Las vocales abiertas [ɔ] y [ɛ] (l’apitxat)

Joanna y Blanca hablan el catalán-valenciano apitxat. En este dialecto, las vocales abiertas [ɔ] y [ɛ] tienen la abertura más cerrada que en el resto de dialectos valencianos. En su caso –como en otros similares– se está produciendo un fenómeno reseñable: la pérdida de la distinción entre las vocales abiertas y cerradas. La lengua ambiental parece explicar el fenómeno. Muchos(-as) profesores(-as) de mis hijas son castellanohablantes que han aprendido el valenciano en la edad adulta, y yo mismo pertenezco al mismo grupo. Sólo su madre y sus abuelos maternos (Comarca de la Plana Baixa) les proporcionan un input puro con distinción entre abiertas y cerradas. ¿Castellanización? ¿reestructuración interna? Es más clara, por otra parte, la perdida de [ɛ] que la de [ɔ]. De momento, pues, las siete vocales del catalán occidental pasan, en su caso, a cinco, seis, si contamos [ɔ]. Por supuesto, presentan todos los fenómenos fonéticos habituales de las consonantes del dialecto apitxat.