Pequeñas cosas que aprender II: cómo sentarse en seiza y saludar

He aquí una cuestión peliaguda, pues no hay unanimidad dentro del mundo del Aikido sobre algunos detalles. Pero lo vamos a intentar: sentarse o arrolidarse en la postura seiza contiene en sí mismo un pequeño ritual basado en las costumbres de los samurái, quienes estaban en constante alerta, incluso al sentarse a tomar un té. No estaba mal visto matar a alguien en un momento de descuido, así que imaginaos la escena…

En el Aikido clásico, así como en Iaido y otras artes marciales, la primera rodilla que toca el tatami es la izquierda, luego la derecha. En este vídeo, en el minuto 2:20 podemos ver cómo se sienta O’Sensei:

Sin embargo su hijo, Kisshomaru Ueshiba, cambió el orden y propone primero la derecha y luego la izquierda (Best Aikido, páginas 25-26). Tamura sigue el mismo camino, con lo que en la mayoría de dojos en España podemos ver esa secuencia. La discusión se centra en obtener la mejor posición para poder desenvainar ante un posible ataque, y si os interesa podemos entrar en el debate.

Para levantarse sí hay coincidencia: primero se levanta la derecha y luego la izquierda.

Para saludar, hay que posar las manos abiertas sobre el tatami, primero la izquierda y luego la derecha (para poder sacar el sable corto en caso de necesidad, si te cortan es la mano mala), formando un rombo justo a la altura de la nariz. Pronunciamos “Onegaisamasu” (por favor) antes de practicar o recibir una explicación, y “arigatou gozaimashita” (muchas gracias) al terminar. Una vez dicho esto, retiramos la mano derecha y luego la izquierda.

3 thoughts on “Pequeñas cosas que aprender II: cómo sentarse en seiza y saludar

  1. Si para levantarse, primero adelantamos y levantamos la pierna derecha, mientras la izquierda se levanta en el último momento para estar siempre en posición y opción de desenvainar, también se podría pensar en lograr la misma situación (posición) al sentarse. Con este principio tiene sentido primero bajar la izquierda y después la derecha. Supongo que la secuencia de manos en el saludo (izquierda-derecha-derecha-izquierda) no es casual y bien podría ser aplicable a la hora de sentarse.

  2. Fidel explicó que si bajas la pierna izquierda primero, sólo se puede desenvainar y cortar hacia el sector que va desde el centro hasta la derecha, mientras que al bajar la derecha la cadera se abre y permite un radio de acción más amplio. Pero claro, si bajas con la mano en la empuñadura la cosa cambia…
    Yo lo que no me explico es cómo es posible que el Fundador baje la izquierda primero y su hijo, Tamura y supongo que el resto de maestros del Hombu Dojo lo hagan al revés. Si es una tradición ancestral no debería cambiarse… otra cosa son las técnicas, que son más libres, pero esa es otra discusión.
    Respecto a las manos, la primera en bajar es la izquierda, porque si te la cortan te queda la derecha para atacar. Al retirarse es al revés. Otra interpretación más poética es que das primero la mano del corazón, y es la última que quitas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *