Escrito por sevila1 el 11 de septiembre, 2016

Un estudio de Juan Manuel Ruiz Galdón, profesor de la Universidad de Málaga, ha revelado que la Comunidad Autónoma Valenciana es la segunda autonomía con el menor número de trabajadores públicos de todo el país solo por detrás de Cataluña. El trabajo analiza cuánto personal está a cargo de la administración pública como funcionario, personal laboral o interino, por cada mil habitantes. El objetivo del estudio es, precisamente, el de desmontar “el falso mito” de que España es uno de los países con más sueldos pagados por las arcas públicas del mundo.

En concreto, la Comunidad Valenciana tiene 45,31 funcionarios por cada mil habitantes. Está en lo más bajo de la tabla, solo por delante de Cataluña, cuya tasa de empleados la valenciana es de 40,24. Además, Valencia está muy lejos de la autonomía que se encuentra en un escalón inmediatamente superior, que es el País Vasco, con 51,31 trabajadores por cada mil habitantes.

Y dentro de la Comunidad Autónoma Valenciana, además, está la provincia de Alicante, que con 41,76 empleados públicos, es la que menor número de sueldos de la administración de toda España registra, seguida de Girona, con 44,19, Málaga con 45,6, Valencia, con 47,2 y Castelló, con 48,28. La Comunidad Valenciana está también muy por debajo de la media española, que es de 54,54 trabajadores por cada mil habitantes. La tasa más alta en todo el país la registra la comunidad de Extremadura, con 81,12 funcionarios.

Este porcentaje está muy lejos, sin embargo, del de autonomías como Murcia, donde el crecimiento es del 32 %, Cataluña, que cuenta con una plantilla un 30 % superior que en 2002, Cantabria, un 26 % más y Castilla-La Mancha, cuyo crecimiento es del 21 %. Por otro lado, está por encima de regiones como Castilla y León, que apenas ha crecido un 4%, Canarias, con un 9% o el País Vasco, con un 11 %.

En la Comunidad Valenciana, es la propia administración autonómica la que registra un mayor número de empleados públicos con un total de 23,77 por millar de habitantes, seguida de los ayuntamientos, cuya tasa se sitúa en los 10,82. A ésta le sigue la administración central, cuyo número de trabajadores suman 7,08 por cada mil habitantes y por último se encuentran las universidades, que apenas aglutinan a 3,64 trabajadores en la plantilla pública.

En términos globales, la Comunitat Valenciana durante la crisis económica ha reducido un 6% el número de funcionarios entre 2009 y 2016. Este porcentaje es el segundo mayor recorte de todas las autonomías durante este periodo de crisis, que fue encabezado por Andalucía. Así lo recoge el Boletín estadístico del personal al servicio de las Administraciones Públicas, elaborado por el Ministerio de Hacienda, quien cifra el bajón de personal público en la Comunidad Autónoma Valenciana de 125.657 a 118.016.

En el área de Consellerias y sus empresas dependientes, el número de funcionarios pasó de 13.488 en 2009 a 11.9653 en 2016, un 14,8% menos. En el caso de la docencia, se incrementó de 56.452 hasta 57.157, una subida de un 1,2%. La tendencia se repitió en Justicia, donde pasó de 4.434 a 4.846. Mientras, las instituciones sanitarias fueron las más afectadas en términos globales, ya que el número descendió de 51.283 funcionarios a 44.060, un 14,08% menos

Y por si todo esto no fuera suficiente, hay que sumar a este entramado la edad de los servidores públicos y es que según los datos que maneja el Consell en 10 años se jubilarán más de 5.000 efectivos y, en 20 años, se habrá jubilado el 75% de la plantilla (12.000 funcionarios).

Este envejecimiento de los empleados públicos se ha visto agravado por la “falta continuada de nuevos ingresos” durante muchos años y el consiguiente deterioro físico que suele acompañar un mayor número de bajas, especialmente en áreas como Políticas Inclusivas (antes Bienestar Social), Educación y Sanidad.

Las consellerias más afectadas suelen ser aquellas que gestionan políticas más antiguas, que han existido desde hace más tiempo en la Generalitat, por ser sus funcionarios de mayor edad, como los de Agricultura.

.

Empleados

Deja un comentario