Ad Astra

MEDIATECA, Apuntes de cine

Ad Astra 

Cine para un aniversario

Con esta crítica cinematográfica de Ad Astra en “Mediateca, apuntes de cine”, hacemos el número 250 en “El libro distraído”, el blog de la BUA, con cine, cine y más cine…

250 es un magnífico número, y por ello lo vamos a festejar con vosotr@s, ya que todos los días no se llegan a estos guarismos, estamos ahí arriba a la cabeza de los “superventas”. Y lo vamos a celebrar con “Ad Astra”, un film que nos va a llevar directamente hacia las estrellas, un buen sitio hacia dónde dirigirse “simbólicamente, claro está”. El título del film está tomado de la frase latina “Ad astra”, que se suele usar actualmente como expresión de despedida en la astronáutica, aunque tal expresión ya la utilizó Virgilio en la Eneida: “ Sic itur ad astra” (así se va a las estrellas). Hoy nosotros la vamos a emplear también para despegar en el vuelo 250 sobre el séptimo arte. ¡EL CINE nunca muere!, así que la nave sigue operativa y adaptada a los nuevos tiempos, y ahora vamos nuevamente hacia las estrellas, en un vuelo real, acompañando al astronauta Roy McBride (Brad Pitt), que se dirige en un vuelo interplanetario para intentar descifrar un importante enigma,

¡ Ad astra !

 

Ad Astra 

Hacia las estrellas

Las películas del espacio, en general, sus historias suelen ser algo frías y distantes, en ellas sus personajes, que viajan en el espacio interestelar, van transportados en naves futuristas que les dirigen hacia planetas o galaxias lejanas para realizar alguna arriesgada misión. En Ad Astra, además de aventura, la historia está contada en un tono intimista, donde el protagonista Roy McBride se tiene que enfrentar cara a cara con sus miedos e incertidumbres personales. La odisea que tiene que realizar hasta el planeta Neptuno tiene bastante más de aventura interior que exterior. James Gray el director y coguionista del film ha conseguido, en las casi dos horas que dura la travesía espacial, crear una historia con trasfondo dramático y épico, en el que la auténtica travesía transcurre en el interior de su protagonista principal.

Destacar del reparto a Brad Pitt y la gran interpretación que realiza de Roy McBride, un personaje poliédrico, de múltiples caras, que está marcado por su pasado, en la relación con su padre y con su esposa, ya que vive únicamente para su profesión, la astronáutica.

La ambientación es muy buena, tanto la fotografía como los efectos especiales. El ritmo alto hace que la historia no decaiga, que mantenga la tensión argumental, además algunos golpes de efecto inesperados contribuyen a ello.

 

FOTOGRAMAS, unas pinceladas

 “ Las respuestas que buscamos están fuera de nuestro alcance ”

Un viaje espacial en busca de la solución de un enigma, difícil de descifrar.

En un futuro no muy lejano, el sistema solar y en especial la Tierra se ven amenazados por una potente y enigmática energía, que podría tener consecuencias devastadoras, pudiendo destruir la vida sobre el planeta.

Con el propósito de buscar una solución a tan conflictiva y grave situación, los Estados Unidos de Norteamérica planifican una misión espacial con el propósito de desvelar el origen de tan devastadora energía.

El astronauta Roy McBride (Brad Pitt), que estuvo a punto de fallecer en la Estación Espacial Internacional por los efectos de este dañino fenómeno, es designado para realizar esta importante y arriesgada misión.

En esta travesía, además, le acompañará el coronel Pruiit, quien le desvelará antes de morir en la estación espacial permanente de la Luna, un importante secreto que marcará el devenir de la misión…

Tiempo atrás, se inició un importante proyecto, denominado “Proyecto Lima”, que tenía como misión descubrir vida en otros planetas en los límites del sistema solar. En dicho proyecto estaba el astronauta H. Clifford McBride, padre de Roy McBride, que partió hacia Neptuno hace 17 años, no teniendo noticias de él, excepto que había aterrizado en este planeta.

La nave Cepheus parte de la base lunar trasladando a Roy McBride hacia Marte. Una vez allí, en la base subterránea de SpaceCom del planeta rojo, tras conversar con la directora de las instalaciones, Helen Lantos, grabará mensajes de voz para enviarlos al Proyecto Lima, con el fin de que Clifford McBride responda a esta llamada.

Roy se dirigirá en solitario en la nave espacial hacia Neptuno para intentar descifrar tan trascendental enigma. De tan importante misión depende la supervivencia en el planeta Tierra.

 

La puedes encontrar en el catálogo de la Biblioteca de la Universidad de Alicante (BUA):

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *