La mujer del espía (2020)

MEDIATECA. Apuntes de cine

La mujer del espía (2020)

Suspense e intriga al estilo clásico

Aceptando la realidad actual en el mundo cinematográfico de que se hacen muchas películas y a veces da la sensación de que se repiten las temáticas y que la calidad es deficiente, pero tampoco es menos cierto, que a veces nos encontramos con excepciones, films que nos narran una historia que nos seduce y atrapa, que nos lleva por senderos diferentes, y que al final del trayecto te quedas con la idea de que mereció la pena haberlos recorrido. Esta es la sensación que te deja después de ver “La mujer del espía”, una película que se hace corta a pesar de las casi dos horas de duración, y de unos inicios algo lentos, pero al final acaba atrapándote. Así que, os la vamos a desmenuzar para convenceros y que os la llevéis a casa y la disfrutéis en el sofá del salón.

¡Un deslumbrante thriller de espías!

-“¿Eres una espía de los aliados?

A partir de ahora observaremos muy de cerca tu comportamiento y el de tu marido,

 os estamos vigilando a ambos.”

 

Algunas consideraciones

Uno de los más prestigiosos festivales de cine, el Festival de Venecia, concedió el premio al mejor director de “La mujer del espía”, el japonés Kiyoshi Kurosawa.

De la película hay que resaltar varios aspectos de contenido y de forma. Por un lado, de la temática destacan aspectos como la capacidad de supervivencia en situaciones extremas, la lucha contra los nacionalismos excluyentes, así como el amor en tiempos de conflicto bélico, un detalle que endulza algo la tensa trama.

En la forma, destacar el rito pausado en general, que crea un halo de misterio e intriga, el ritmo se incrementa en la parte final de la cinta. El trabajo de Kurosawa como director del film ha sido fundamental, ha creado un film de autor, una película de espías de formato clásico, que mantiene la tensión y la incertidumbre hasta el final. El estilo es sobrio, la fotografía está realizada en tonos suaves, pastel. Destacar de las interpretaciones de Yu Aoi (Satoko) el personaje femenino, que da a la historia un toque dramático y sensible a la vez, siendo el hilo conductor de la trama.

 

Fotogramas.  Unas pinceladas

En vísperas del inicio de la Segunda Guerra Mundial, Kobe, una ciudad industrial y portuaria, era pionera en abrir el comercio japonés con occidente. Durante esta contienda, fue brutalmente bombardeada, acontecimiento que inspiró el libro de Akiyuki Nosaka, en el que se basó la conocida película de animación de los Estudios Ghibli, La tumba de las luciérnagas.

Yusaku (Issey Takahashi) es director de una importante compañía comercial; es una persona de ideas liberales, cuestión esta que no es muy apropiada en el ambiente nacionalista que se vive en Japón, en esta época prebélica y colaboracionista con las potencias del Eje. Está casado con Satoko (Yu Aoi).

En un viaje a Manchuria en 1940, Yusaku descubre un terrible secreto nacional, experimentos que se realizan en seres humanos, relacionados con un peligroso agente patógeno e infeccioso que origina una enfermedad grave y tremendamente contagiosa.

En nombre de la justicia decide hacerlo público, lo que le puede convertir al instante en un enemigo público,

“ Para presentar las pruebas a la comunidad internacional . “

La pareja prepara un plan meticuloso, y no exento de riesgo, para huir de Japón,

“ Vayámonos a los Estados Unidos tú y yo, los dos.

No me da miedo que me maten,

Lo que me da miedo es que me separen de ti…”

 

 

La puedes encontrar en el catálogo de la Biblioteca de la Universidad de Alicante (BUA):

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.